Tarea 1 de la Unidad 5 de #ABPmooc_INTEF Reflexión sobre mi centro

Contrarreloj, y con más urgencias y menos tranquilidad de la que hubiera deseado, afronto las últimas tareas de este MOOC. Con pena, debo decirlo, porque se acaba una fantástica experiencia, pero con la alegría de que ha merecido la pena por las personas que me ha permitido conocer y por todo lo que me ha aportado para crecer profesionalmente.

DSC_0098

En esta primera tarea de la última unidad se nos pide una reflexión sobre nuestro centro. Para mí esto es algo muy complicado, porque hablar de mi centro es como si lo hiciera de un hijo, porque desde que formo parte del Equipo directivo del mismo (curso 2013-2014) han sido muchas las horas dedicadas a convertir el IES García Lorca en una comunidad de aprendizaje. Quien quiera profundizar en la historia de nuestro centro lo puede hacer en este artículo de la revista Aula de Secundaria.

Desde ese verano de 2013 nos propusimos apostar por otro camino al tantas veces trillado. Por eso optamos por disponer las aulas por departamentos, no por grupos; por formar grupos flexibles con desdobles; por realizar tareas interdisciplinares, como gymkanas; por abrir el centro de par en par y llevar a nuestros alumnos más allá de las aulas; por tener nuestro Proyecto Lingüístico de Centro.

Foto_PwP

Y claro, aunque no teníamos claro que estuviésemos haciendo ABP o no, las bases estaban asentadas. En este curso sí que hemos trabajado abiertamente por proyectos en Lengua castellana y literatura, en la optativa Taller de Competencias Básicas, en Física y Química… Sin embargo, tenemos una serie de carencias para asentar el ABP.

Instantánea - 5

La principal dificultad es la falta de continuidad en el profesorado. Aunque cada vez contamos con más profesores definitivos, aún hay demasiados docentes que, al estar sustituyendo a profesores en comisión de servicios, no pueden seguir trabajando con nosotros. Y es una pena, porque resulta complicado dar continuidad a trabajos que se inician o proyectos que se comienzan a esbozar.

De todas formas, estamos trabajando en esta línea, intentando desde el Equipo directivo liderar pedagógicamente este cambio hacia el ABP así como otras líneas maestras de lo que debe ser la escuela del siglo XXI. Se podrá hacer mejor, como todo en la vida, pero como decía el genial Antonio Machado “se hace camino al andar”, y de andar y de hacer caminos, la verdad, no nos cansamos.

Instantánea - 6

Tarea 1 de la Unidad 3 de #ABPmooc_INTEF Mi competencia digital

En esta tarea nos toca reflexionar sobre nuestra competencia digital. Y después de autoevaluarme con la rúbrica de Conecta 13, creo que no ando mal de esta competencia. Como explico en la infografía, tampoco tiene mucho mérito: aunque no soy nativo digital comencé muy pronto a trastear aparatos.

Mi competencia digital (1)

Evidentemente, queda mucho por mejorar. Este curso me está posibilitando conocer herramientas magníficas que estoy comenzando a utilizar (el mismo Piktochart, por ejemplo). Y es que creo que esta competencia es básica para el ABP, pues nuestros alumnos sí son nativos digitales, aunque su competencia sea escasa en muchas ocasiones. Aprenden lo que les interesa, saben lo que les conviene, y nos toca a nosotros guiarles en la utilización de estas tecnologías para su aprendizaje. Claro, primero debemos conocer nosotros este camino si los queremos guiar.
Es cierto que la tecnología no debe ser un fin en sí misma, pero igual de cierto es que todo, con TIC, queda mucho más atractivo. Y además, gracias a las TIC nuestra práctica se expande al universo web, no conoce más límites que el de nuestros contactos en la red.
Por tanto, es imprescindible que los profesores estén formados DE VERDAD en el uso de las tecnologías, no para convertirse en Robocop o Terminator (viejunos que vuelven a la acción), pero sí para enriquecer, ampliar y hacer más atractiva nuestra práctica docente.

Hay cosas en la vida… Yo no sé

FOTO_BLO_pequeEn diversas situaciones de mi vida, casi siempre cuando me enfrentaba a momentos cruciales donde debía tomar decisiones o asumir pérdidas, volvía a mi cabeza el magnífico poema del gran César Vallejo “Los heraldos negros”, donde se repite ese “yo no sé”.

Sin embargo, ese “yo no sé” no es más que tomar conciencia de que se está aprendiendo, de que se está en camino, de que uno se está haciendo y formando. Y creo que define mi actitud vital: soy un constante aprendiz de todo y no me avergüenzo. Aprendiz de docente, de padre, de compañero, de amigo… de lo que sea.

Y qué mejor momento que el MOOC de Intef sobre Aprendizaje Basado en Proyectos (ABP) para inaugurar este nuevo espacio en la red. Quiero que sea un Portfolio, un repositorio de recursos y experiencias, un lugar de encuentro con compañeros y compañeras, con alumnos y alumnas, con quien quiera hablar un poco sobre Educación con optimismo y vitalidad.

¿Comenzamos? Espero que con el tiempo al menos pueda saber algo, aunque me encamino a ese época que, como dice Jorge Drexler (otro gran poeta), se van poniendo en crisis las pequeñas certezas.